Certificado
ISO 9001:2008
Certificado
BAP ( Best Aquaculture Practice )
Certificado
Responsible source Audit program ( ethic )
Tienda Online

¿Cómo disminuir los niveles de mercurio en el pescado?

Disminuir-los-niveles-de-mercurio-en-el-pescado

El pescado es fundamental para una dieta sana y equilibrada, ya que contiene nutrientes esenciales, proteínas de alta calidad y son ricos en omega 3. Además, contribuye en el desarrollo sano de los niños. Sin embargo, también se debe tener en cuenta un factor que suele pasarse por alto: el mercurio. Un elemento que no debe preocupar demasiado a los adultos, pero al que sí se le debe prestar atención.

Por ejemplo, algunos pescados contienen altos niveles de metilmercurio que pueden perjudicar a un bebé que no haya nacido o que puede afectar adversamente el sistema nervioso en vías de desarrollo de un niño pequeño.

Para compaginar los múltiples beneficios del consumo de pescado con las especies que más mercurio traen es necesario aprender a reducir sus efectos tóxicos. Una forma es consumiendo frutas, verduras y fibra. Por ello, hay que tener en cuenta cuáles son los peces que más metilmercurio contienen. Así, se consumirán moderadamente, alternado con los alimentos que mitigan los efectos del citado elemento.

Los peces que más mercurio tienen son el pez espada, el atún, el emperador o tiburón y el marisco contaminado.

¿Cómo podemos reducir la toxicidad del metilmercurio?

La dieta española contiene un alto consumo de pescado. Por ello, se ha creado el Grupo de Estudio para la Prevención de la Exposición al Me-Hg (Metilmercurio), formado por diversas sociedades científicas que destacan en ámbitos como la salud ambiental, la nutrición, la alimentación y dietética, la epidemiología, la medicina interna y la ginecología.

El mercurio se transforma en metilmercurio por la acción de ciertas bacterias y se acumula en los animales marinos. Los ácidos grasos polinsaturados son capaces de prevenir o disminuir la toxicidad de esta sustancia. En particular sus efectos neurológicos y cardiovasculares. La ingesta de pescado junto a determinados alimentos ricos en fitoquímicos como el té verde, el té negro y la proteína de soja, también pueden reducir la bioaccesibilidad del mercurio.

El equilibrio a la hora de consumir pescado es comiendo al menos dos raciones a la semana y de calidad como los que te ofrecemos en Dagustin. Asimismo, es importante elegir pescados con un bajo contenido en mercurio, según señalan los expertos en nutrición.

Uno de los pescados bajos en mercurio es el boquerón. De hecho, es uno de los denominados peces azules. Viven en el océano Pacífico, en el mar Cantábrico y en el mar Mediterráneo. La captura es más significativa es en primavera y verano. Cuando el sol calienta la superficie del mar ascienden para reproducirse y alimentarse. Es un alimento rico en grasas buenas.