Certificado
ISO 9001:2008
Certificado
BAP ( Best Aquaculture Practice )
Certificado
Responsible source Audit program ( ethic )
Tienda Online

La cigala: un marisco perfecto si estás a dieta

cigala-dieta.jpg

Aunque ya estemos en pleno verano ¡¡nunca es tarde para la operación bikini!! Y pese a que cualquier marisco es apto para la dieta, hoy os queremos hablar de uno en concreto, cuyo aporte calórico hace las delicias de cualquier nutricionista: la cigala.

Y es que son muchas las personas que, cuando deciden llevar a cabo una dieta de adelgazamiento, no siempre son conscientes de todos los alimentos que pueden incorporar sin interferir en su meta de bajar de peso. Existe la creencia de que solo pueden tomarse pescados a la plancha cuando estamos “a dieta” y que hay alimentos prohibitivos que es mejor no probar. No tenéis por qué preocuparos: no es el caso de los mariscos y mucho menos de la cigala ¡Os explicamos por qué!

Para empezar, os diremos que este crustáceo tiene un contenido muy bajo en grasas saturadas y nos aporta muy pocas calorías. De hecho, aproximadamente una ración 100 gramos nos aportaría alrededor de 90 kcal. Tampoco contiene azúcares, mientras que nutre al organismo de una gran cantidad de proteínas.

Además, la cigala es rica en selenio, niacina (Vitamina B3), calcio y yodo. El selenio es antioxidante y muy útil para prevenir enfermedades cardiovasculares mientras que la vitamina B3 contribuye a reducir el colesterol y estabilizar los niveles de glucosa. Por otro lado, el yodo que contiene ayuda al mejorar el desarrollo del tiroides y el calcio fortalece nuestros huesos y dientes.

Eso sí, siempre podremos incluir la cigala en nuestra dieta de adelgazamiento si la consumimos cruda o cocida.  Si la cocinamos de otra manera o le añadimos alimentos grasos como acompañamiento, el aporte de grasas y calorías se elevará y repercutirá negativamente en nuestra dieta. Porque, aunque nos gustaría que así fuera, ni el pan, ni la mayonesa, ni la harina forman parte de la cigala ni tienen sus propiedades.

 

Ahora, ya sabéis que, aunque vuestro objetivo sea bajar de peso ¡no tenéis por qué dejar de disfrutar de alimentos deliciosos como la cigala! Y no olvidéis que si queréis comprar marisco en Madrid podéis pasaros por la Calle Fundidores 71-73 en Getafe y venir a visitarnos porque ¡¡en Dagustín tenemos lo mejor del mar!!