Certificado
ISO 9001:2008
Certificado
BAP ( Best Aquaculture Practice )
Certificado
Responsible source Audit program ( ethic )
Tienda Online

Fotolia_105788676_Subscription_Monthly_M.jpg

¿Te gustan las ostras? Si eres de los habituales que disfrutan del exquisito sabor de este molusco bivalvo, seguro que el post de hoy te va a encantar 😉

Hace unos días estuvimos en la Seafood Expo que se celebró en Boston, una de las mayores ferias que se celebran anualmente sobre el mundo des pescado, y nos quedamos sorprendidos con el gran stand lleno de ostras de todas las variedades que podemos encontrar en el fondo del mar (o al menos las que sabemos que existen actualmente). En esta foto podéis ver algunas de las especies que había, ya que todas no entraban en la foto, y a continuación os contaremos un poco más sobre las otras.

Generalmente las otras son clasificadas en dos categorías según la forma de sus valvas: cóncavas y planas.

Las ostras cóncavas, tienen esa forma porque así pueden fijarse más fácilmente a la arena de las costas. Las ostras japonesas son las que solemos encontrar en Europa ya que, debido a su rápido crecimiento, esta especie ha sido introducida en otros mares y criaderos. La ostra japonesa u ostión se llama Crassostra gigas y se distingue por si forma curva y estrecha además de por su fuerte sabor.

Las otras planas tienen esta forma debido a que las valvas actúan como tapas. En este grupo encontramos a la Ostrea edulis, más conocida como ostra común. Estas ostras suelen ser muy recurrentes en la cocina, sin embargo, su sabor no destaca en comparación con las otras.