Certificado
ISO 9001:2008
Certificado
BAP ( Best Aquaculture Practice )
Certificado
Responsible source Audit program ( ethic )
Tienda Online

mostrador congelado

Comer pescado fresco y de temporada es uno de los mejores placeres que podemos encontrar. Por eso, en nuestro blog, le damos tanta importancia al pescado de temporada. Pero, por ser el mes del congelado, hoy vamos a contaros los beneficios y ventajas de consumir pescado congelado.

La congelación del pescado se lleva a cabo en los propios barcos pesqueros por lo que la frescura de los ejemplares al congelarse es máxima, consiguiendo así conservar todos sus nutrientes.

Pero gracias a la técnica de la ultracongelación no sólo se mantienen los nutrientes, sino que también conserva su sabor por lo que comer marisco de máxima calidad durante todo el año es posible.

El pescado congelado está preparado para que pueda ser cocinado sin tener que limpiarlo. Gracias a esto, ofrece una gran comodidad ya que tampoco suele tener espinas y es muy fácil y rápido de cocinar.

Otro beneficio cuantificable del pescado congelado es que está protegido contra determinadas bacterias. Por eso siempre se recomienda congelar el pescado si vas a preparar sushi, por ejemplo.

Un pescado congelado puede conservarse durante meses. Se conservan perfectamente en el congelador y se pueden consumir cuando se necesite, lo que nos permite llevar una dieta equilibrada y variada al poder comer pescado y marisco en cualquier época del año.

Pero recuerda, una vez lo hayas descongelado no vuelvas a guardarlo en el congelador porque perdería todas sus propiedades.

Para que puedas aprovechar al máximo los nutrientes del pescado y el marisco una vez descongelado, lo más idóneo para descongelarlo es hacerlo lentamente. Por eso siempre se recomienda empezar a descongelarlo el día anterior pasándolo del congelador al frigorífico, así aseguraremos una calidad óptima. Hay que evitar descongelarlo a temperatura ambiente o agua caliente ya que afectará negativamente a la textura.